© de la imagen La meva maleta

lunes, 27 de junio de 2011

Mente clara

Se despertó San Juan oliendo a pólvora, como de costumbre, cuando fuimos a verte los cuatro. Tu mente clara y tu memoria prodigiosa nos hicieron olvidar tu estado de salud que-se-aguanta-con-pinzas y el andador que te ayuda a desplazarte por el mundo y que has convertido en tu oficina móvil.

Pude decirte que te quiero, y que te quiero por lo que eres, y por qué me gusta estar contigo. Lástima que no te tenga más cerca, porque sigo aprendiendo cosas de ti. Tus sentencias despiadadas nos arrancaron más de una sonrisa; no, las cosas no están bien en este mundo de locos. Ahora, a pesar de que casi no ves, observas al mundo con serenidad, has asumido cuál es tu destino y pareces comprender bien cuál será el nuestro.

Es verdad que me gustaría parecerme a ti, y creo que así es, en muchos aspectos, aunque debo decirte que no estoy de acuerdo con muchas otras cosas de las que has hecho. Con todo, fue un placer escuchar de tus labios de octogenaria las poesías que recitaste al dictado para que yo pudiera copiarlas, y que recogeré gustosa para ti en un cuaderno, que será tu otro legado.

Gracias, yaya.

12 comentarios:

Mariapi dijo...

Felicidades a las dos, qué suerte su mente clara ...y tu corazón esponjoso. Un besico.

La meva maleta dijo...

Qué afortunada, por su lucidez y por tener con quién compartirla :-)

Petons

TC dijo...

Cómo me enternece leer tus palabras dedicadas a tus mayores. Yo, no los tengo hace años, y cuando los tenía tampoco vivían cerca, así que la relación no es la misma, de modo que encanta asomarme al balconcito del castillo, y empaparme de las cosas que cuentas, y de esa relación tan maravillosa.

sunsi dijo...

Tu yaya, pesoleta. Eres afortunada por tenerla todavía. Lo cuentas con esta ternura tan tuya... y la sinceridad que te caracteriza. Me ha recordado a la mía... cabeza clara aunque prácticamente sin visión...y sus sentencias;))) Ancianas con la sabiduría que solo se adquiere con los años, aunque algunas cosas las haríamos de otra forma...

Precioso, Ana. Un petonet y gracias por compartirlo.

Ana, princesa del guisante dijo...

Mariapi: habrías disfrutado oyéndola hablar. Estuvimos hablando de educación, y habrías estado de acuerdo al cien por cien con ella. Besos, guapa

Mevamaleta: tu vas sortir en alguna conversa... tot coses bones :-)

TC: yo no la tengo muy cerca, y siempre lamento no poder verla más a menudo, realmente merece la pena tenerlos. Besos

Sunsi: a ella no la sigue su cuerpo. Su espíritu es libre y su inteligencia es impresionante. Gracias a ti Sunsi. un beso

Leles dijo...

Pesoleta recoge su legado y háznoslo ver. Tu yaya te debe de querer mucho para dictarte paciente su poesía... jajajaja
Tiernas palabras.

Biquiños princesa.

ana dijo...

Disfruta mucho de su presencia.

Besosososososos.

Ana, princesa del guisante dijo...

Leles: no sé hasta qué punto ella comprendería mi mundo bloguero. Para ella la informática es un misterio (y el microondas :-))
Biquiños

ana: tengo más ausencias que presencias, pero cuando se me acercan lo suficiente les exprimo todito su jugo jajaj besosisimos

Mariacininha dijo...

Anne, como tenho saudades da minha avó. Aproveite a presença da sua.

Ana, princesa del guisante dijo...

Mariacininha: tengo tres abuelos, y yo también "tenho saudade" del que me falta. Mientras ellos están en nuestro recuerdo, ellos están con nosotras. Un abrazo

Mari dijo...

me encataria poder expresar tan bonito como tu.
felicidades alas dos, a ti por tenerla y a ella por llegar.
besos
mari

Ana, princesa del guisante dijo...

Mari: gracias. Espero que aún pueda disfrutarla algunos años más, siempre con la cabeza que tiene ahora. Un beso

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Seguidores

Por favor,

Si algo de lo que expongo aquí te molesta, te pertenece, o habla de ti y quieres que lo borre, tan solo tienes que pedírmelo. Nunca quise ofenderte, ni plagiarte, ni molestarte...
Este es un espacio de libertad y, sobre todo, de respeto.