© de la imagen La meva maleta

jueves, 18 de febrero de 2010

Leer



Suelo ir una vez por semana a la biblioteca, mientras espero a mi hijo mayor, que está en clase de música. Voy con el pequeño, que tiene 3 años. Yo preferiría bucear por las hileras de libros adecuados a mi edad, pero me toca quedarme en el departamento infantil.
Ciertamente, allí también se aprende. Se aprende que la cultura de amar a los libros tiene que mamarse, que igual que se estimula la idolatría a Walt Disney, puede aprender a ser librodependiente.

Esta foto corresponde a la biblioteca municipal a la que acudimos. Y esto del suelo son los cojines en los que padres y bebés pueden sentarse/reclinarse (algún insensato también se tumba) para disfrutar de unos libros que vienen masticadísimos en contenidos e imágenes, no vaya a ser que los rorros tuvieran que sacrificar sus neuronas en semejante lid. Pretenden inculcar el hábito de la lectura en los bebés. Que me perdonen, pero me parece una sandez. Los bebés ven los libros como masticables en formato plano. Sí que en cuanto son algo mayores (1 año y poco) ya comprenden algo, ¿pero bebés? ¿de teta?

En cuanto a los libros para niños un poco mayores, yo entiendo que en una sociedad tan multimierda multimedia como la nuestra, los libros tengan que estar muy ilustrados para llamar la atención de los niños. Pero no debieran olvidar quienes los escriben, que también tienen que los libros tienen que decir algo. Y he visto libros muy buenos, libros regulares, libros malos, mediocres, e incluso atentados contra la salud pública.

Mañana espero poder traer noticias sobre labores, pero es que he tenido la máquina de coser en paro técnico por engrase (árdua tarea).


3 comentarios:

ana dijo...

Los bebés ven los libros como masticables en formato plano...

Es que hoy, queremos correr para todo... ya leerán por Dios, como harán cuentas, uqe la madurez biológica tiene sus pasos. Jugar, que no se olviden de jugar, que se nos olvida... y es algo que afortunadamente se puede hacer a todas las edades. TODAS.

....ainsssss.

Un beso enorme.

Mariapi dijo...

Ana:
Todavía recuerdo una fiebre que nos dio por tener "superbebés". Había libros para la bañera, hinchables, que por supuesto servían para todo menos como cuento.
Creo que los mejores libros para niños son los que permiten que se arrebujen en el regazo y podamos mirarlos-contarlos una y otra vez. Un beso, Princesa.

Ana del guisante dijo...

*Ana: me daba un poquito de miedo poner esta entrada, porque entiendo que siempre hay fanáticos de la estimulación de los niños. Pero yo reivindico el derecho de los niños a tener infancia, en todo su esplendor.

*Mariapi: Los mejores libros del mundo, los padres y los abuelos. Sin duda.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Seguidores

Por favor,

Si algo de lo que expongo aquí te molesta, te pertenece, o habla de ti y quieres que lo borre, tan solo tienes que pedírmelo. Nunca quise ofenderte, ni plagiarte, ni molestarte...
Este es un espacio de libertad y, sobre todo, de respeto.