© de la imagen La meva maleta

martes, 24 de enero de 2012

Lo sé




No vamos a tener más niños, ha pasado ya nuestro tiempo, mi tiempo. No, no sería sensato, ni por salud, ni por circunstancias, ni por el momento. No, no aumentará la familia.

A pesar de eso, nada impide que añore lo que se siente al estar esperando un bebé, el olor a piel, a sangre y a mar de un niño recién nacido, o aprender su carita por primera vez, y saber que le habías conocido desde siempre, o sus manitas que se mueven como mariposas, o sus piernas encogidas sobre su abdomen frágil, su piel de papel de seda rosadito.

Así que de vez en cuando me asalta la angustia, por saber que ya no, que ahora es el tiempo de que mis hijos naveguen en el barco de su infancia, de acompañarles en ese proceso y ayudarles a ser personas de bien, a hacer lo imposible para darles una buena educación, a que sean felices y libres.

Lo sé, lo sé, pero daría todo por poder asomarme a esos primeros días suyos otra vez, y volver a saborear ese momento.

40 comentarios:

onavis dijo...

Que bonito lo que has escrito!
Yo ahora estoy en este momento, pero ya presiento los sentimientos que puedo sentir en el futuro.
Intento saborearlo al máximo, que no se me escape de las manos, porque soy consciente de que esto no vuelve más!

LaCasitadelasHadas dijo...

Yo todavía las tengo pequeñitas y también tengo esa sensación. Es muy bonito lo que viene pero que duro es dejar atrás tantos momentos felices... Los recuerdos nos permiten vivir dos veces pero a veces son tan intensos que duelen...

Dámaris dijo...

pues me haces sentir mal, jejejej, porque no añoro aquellos momentos y me siento una mujer rarita. Para m´´i es como una carrera hacia adelante, sin mirar atr´´as, etapas quemadas, relevos entregados, carriles saboreados y desgastados. Lamemos cada segundo para no dejar ni un solo gusto que desear retomar del pasado. Aromas absorbidos, tactos aprendidos y solo nos queda el futuro. No m´´as biberones, no m´´as c´´olicos, no m´´as noches en vela (ejem... creo que eso todav´´ia no ha pasado)

No lo hecho de menos, el pasado, quiero decir, no necesito repetir una vez m´´as esa experiencia y... tal vez me sienta mal por eso ¿una madre no deber´´ia sentir desear tener un beb´´e entre sus brazos? pero la verdad es que disfruto con el crecimiento de mis hijos y los beb´´es est´´an preciosos... en manos de otros :)

Tita dijo...

Qué poquito dura, Princesa...poquito poquito. Si volviera atrás, me haría matrona para verlo cada día, varias veces.

Se me escurre a mí también mi bebé entre los dedos, se empeña en crecer jajajajajaja!!!

Y la certeza cada vez más cierta de que otro más es imposible duele.

Besos

tomae dijo...

Yo me encuentro con un bebé de esos ...y me lanzo a por el-ella y si tengo confianza le pido a sus papis que me deje tenerlo en brazos un ratito...

Ana, princesa del guisante dijo...

Aunque lo saborées, aunque lo vivas intensamente, cuando ha pasado lo que parece a penas 5 minutos, ¡se te han hecho mayores! Me alegro mucho por ti, me das mucha envidia.

Ana, princesa del guisante dijo...

Cada "cajón" que cierro me da alegría y penita al mismo tiempo, cuando dejan los pañales, cuando empiezan a hablar, cuando se les cae un diente, ya me quedan poquitos cajones abiertos, ay.

Ana, princesa del guisante dijo...

Yo también me alegro de ir hacia adelante, pero extraño lo bueno que tuvo su principio. En fin, no puedo cambiar nada.

Ana, princesa del guisante dijo...

Tita, yo lamento no haberme hecho matrona, no sé si me llegará en algún momento, ¿quién sabe?

Gracias por tu comprensión. Besitos a tu ya-no-bebé

Ana, princesa del guisante dijo...

Ya, pero es que a mi alrededor no hay bebés...

susana dijo...

Yo les digo a mis hijos que quiero ser abuela y tener muchos nietos. Creo que esa es la mejor manera de volver a recuperar la sensación de ser madre. Un beso.

La meva maleta dijo...

Te entiendo; Creo que hay algo en el olor y la luz que desprenden, que crea una tremenda adicción.
Creo que lo llaman vida :-)

Petonets!

TC dijo...

Lo que tu sientes se llama nostalgia. Pero piensa en que lo vivíste, lo disfrutaste y saboreaste, y eso, ya sabes que es mucho, aunque parezca la cosa más normal del mundo.

Cuando seas abuela, o tía de nuevo, siempre puedes revivir la parte buena de la maternidad. La mala (la de los cólicos, las noches sin dormir, etc) esa se la quedan sus padres, jeje, y esa opción es muy interesante tambien.

Un beso pesoleta

PILAR T dijo...

Absolutamente comprensible cuando has disfrutado de todo lo que la maternidad conlleva. Dicen que te arrepientes más de lo que no hiciste que de lo que si, pues esto al menos te deja recuerdos. Yo me arrepiento de no haber tenido al menos 2 hijos más. Pero los 3 que tengo me llenan, y ahora disfrutando de sus 21, 19 y 14 años, estoy descubriendo una nueva forma de relacionarme con ellos,sobre todo con las 2 mayoresa. Y, a veces, añoro esas tiernas edades en las que todo era más pequeñito. Un fuerte abrazo.

MadreYMas dijo...

Ains, Pesoletina... este tema no...

A mí antes no me gustaban los bebés... te lo puedes creer? Y mi tiempo aún no ha pasado... ni mis ganas tampoco, pero parece que la naturaleza, Dios o el destino, no quieren otorgarme el privilegio de volver a sentir un bebé en mis brazos... y sabes lo peor? Que convencida, como estaba, de que tendría más hijos, no exprimí (ni mucho menos) esos momentos con Criatura... Me pesa cada uno de los días de mi vida...

Yo y mis mini yos dijo...

Hola princesa ;-) Recién te descubro y no puedo evitar sorprenderme porque hemos escrito del mismo tema el mismo dia!! Tengo que decir que me encanta como lo has contado tu ;-) y que por supuesto TE ENTIENDO, vaya que si te entiendo! Besitos y hasta pronto espero, aqui te dejo mi enlance!
http://yoymisminiyos.blogspot.com/2012/01/sonrisas-y-lagrimas-historia-de-una.html

Ana, princesa del guisante dijo...

esa es la esperanza, pero me queda TAN LEJOS... Besos

Ana, princesa del guisante dijo...

Sí, drogadura de la buena, el olor de los bebés. Ay. AAAAAyyy. petonsios

Ana, princesa del guisante dijo...

Le comparaba a mi marido la sensación que tengo ahora como la que tenía pocos años después de dejar la universidad. Por una parte, extrañaba aquella juventud, las amistades, pero por otra, sabía que era imposible volver atrás, porque ya nada quedaba de aquello. Es curioso que hoy el tema bloguero parece que se unifica en torno a la maternidad o su ausencia... Un beso, guapa

Ana, princesa del guisante dijo...

Pilar, yo no me arrepiento, no puedo arrepentirme, porque cada embarazo para mí tiene un factor de riesgo por mis antecedentes. Así que en ese sentido, estoy tranquila. Pero el tiempo pasa tan rápidamente que una quisiera que le dejan mirar hacia atrás... un abrazo.

Ana, princesa del guisante dijo...

Lamentarse por el pasado no sirve de nada, porque no podemos mirar hacia atrás. Nunca se sabe qué pasará mañana... en serio, yo digo que tengo el chiringuito cerrado, pero ir a la fuente, voy de vez en cuando, ¿sabes? Si tiene que pasar, pasará (no vamos a ponerlo fácil, eso sí)

Ana, princesa del guisante dijo...

Ya ves que hoy ese es un tema recurrente. Yo no lo acabo de decidir, pero cuando veo embarazos o cuando me doy cuenta de que mis hijos son tan grandotes, lloro por los rincones.

Dolores Ceballos dijo...

Entiendo ese sentimiento, esa añoranza, porque yo veo cosas de mis aún medio bebés y me da mucha penita guardarlas en una caja. Supongo que cada época tiene su "aquel" y debemos de aprovecharlo al máximo, aunque no quita que sintamos nostalgia de lo vivido (afortunadas que somos de haberlo vivido).
Eso sí, yo estoy deseando que llegue un bebé nuevo a la familia para achucharlo!!!! jajajajajajaja.
Biquiños pesoleta.

laura dijo...

Ejem ejem... Aqui l' embarasada primerenca. Si et serveix de consol, porto dies com si m hagues atropellat un camió. No em senta res bé a l estòmag, ploro a totes hores i el dolor d ovaris em té plegada. Conto els dies per sentir la panxeta i per veure' dins meu. Se que llavors tot serà més fàcil. Tan de bó sapiguez estar embarasada però es veu que aiXò també s aprèn. No em vull saltar res... Però m encantaria tenir-lo en braços demà mateix

laura dijo...

Ahh i sobre el que li contestaves a la Tomae... Quan volguis et deixo el meu pq el tinguis en braços mentre fem un cafè...

Mariapi dijo...

Igual es porque no he tenido tiempo. Sé que tengo mucha muchísima suerte,antes de que pudiese sospechar esa nostalgia, me ha llegado el primer nieto. Desde luego no es un hijo...pero no sabría decirte qué es mejor.

Besos, con el olor a babicas que me ha dejado hace un rato...ayer le rompió el primer diente.

sunsi dijo...

Qué capacidad tienes para exprimir lo más dulce de la primera infancia, Princesa. Me ha pasado como a Dámaris. Por un momento me he sentido mala madre. Luego ya no. Quizá es que disfruto mucho la adolescencia de mis hijos y la post-adolescencia. Eso sí... en cuanto veo una foto de su niñez me recorre un escalofrío por el cuerpo porque inmediatamente me traslado a esa situación. Y te das cuenta de los "regalos" que ahora poseen y entonces ni lo hubiera podido atisbar.

¿Ha mejorado el tiempo en la Terraferma? Mejor la boira que las soledades soleadas... Un beso, pesoleta.

Ana, princesa del guisante dijo...

Bueno, sí, yo también me alegro de que corran hacia adelante, y no hacia atrás, ... Bicos, chica

Ana, princesa del guisante dijo...

Laura, t'asseguro que quan tinguis una balança per sopesar les coses positives i les negatives, guanyaran les bones. Ai, quina envejeta. Va, doncs ja que m'insisteixes, te l'aguantaré una miqueta :-))) No em caldrà ni cafè

Ana, princesa del guisante dijo...

Tú sabes que me das mUCHÍSIMa envidia, ¿no? ¿Un diente? ay, angelito. Me he quedado con la duda ¿mejoró la aceptación a la fruta con la mandarina?

Ana, princesa del guisante dijo...

Uy, exprimir, dice, si no llego a reprimir todo lo que hubiera contado del primer tiempo habría acabado pidiendo una prórroga por favor :-) Mejorando el tiempo, sólo hay niebla por la mañana, aunque hace un frío de narices a primera hora, pero el sol de mediodía sí calienta. Gracias, Sun, Besos

Coses de mami dijo...

Qué bonito lo que has escrito! Saboreascada minuto que pasa y aunque no vuelvan esos momentos, piensa en la suerte que has tenido de vivirlos, ya que hay muchas mujeres que quieren ser mamás y no pueden.
Gracias por tus palabras!

Ana, princesa del guisante dijo...

Estoy agradecida a la Vida por haberme dejado ser madre, y he vivido todos los momentos, por eso tengo esa nostalgia. Gracias a ti por venir.

COLOREAR dijo...

Que sepas que escribes muy bien. Me encantaaa. Pablo

Ana, princesa del guisante dijo...

Gracias, me he puesto roja! :-)

Bree dijo...

Hola Princesa, creo que es la primera vez que te escribo, a pesar de que te leo cada día...
No he podido evitarlo, describes tan bien esa nostalgia maternal. A mis 38 años intento convencer a mi medio pomelo para que seamos padres otra vez. Tenemos un niño de 6 años y se que suena a topicazo pero es lo mejor que he hecho en toda mi vida. Yo vivo la maternidad con esa intensidad que tu describes tan bien... Un beso, Sonia.

Paloma dijo...

Hola Princesa, te leo en la sombra desde hace tiempo y aunque muchas vece he estado a punto de escribirte nunca lo he hecho, muchas veces por pudor, por vergüenza o por miedo a no estar a la altura del castillo.
Millones de veces me he sentido tan identificada. Yo tb trabajo en la sanidad, soy médico de familia. Yo tb conozco de cerca el cáncer, me diagnosticaron cancer de mama en el embarazo de mi segundo hijo.
Peor hoy has dado en el clavo. Desde hace unos meses y depues de 4 años, vuelvo a ser fertil y la punzada de la maternidad vuelve a asomar. Solo tú y sin conocerme has sabido comprender que es lo que siento y lo que añoro.

GRACIAS PRINCESA

Ana, princesa del guisante dijo...

Sonia, yo no me habría quedado con un hijo si hubiera podido evitarlo. Porque yo quiero mucho a mis hermanos, porque me parece saludable para el niño. Por supuesto es una opción personal, en la que entra lo que quiere cada uno, pero hay que tomar la decisión en pareja. Gracias por estar, por comentar. Bienvenida al castillo.

Ana, princesa del guisante dijo...

Paloma, cada vez que escribo describo trocitos de mi vida. Y yo no soy nada excepcional, no me he inventado nada. Estoy segura de que mi madre, sus hermanas, sus amigas, mis amigas, se plantean la misma cuestión. Creo que nuestra generación tiene que relajarse y permitirse el lujo de equivocarse y no llegar o pasarse de largo. Te felicito por estar aquí y darle un portazo en los morros al cáncer, no dejes de luchar. Gracias por tu comentario, por leerme, y bienvenida al castillo. No solo estás a la altura, sino que me pongo a tus pies.

Rachel dijo...

No sabes como te entiendo...
un beso

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Seguidores

Por favor,

Si algo de lo que expongo aquí te molesta, te pertenece, o habla de ti y quieres que lo borre, tan solo tienes que pedírmelo. Nunca quise ofenderte, ni plagiarte, ni molestarte...
Este es un espacio de libertad y, sobre todo, de respeto.